miércoles, 15 de abril de 2015

#MiercolesMudo #MM

@NaturalmentMama no se que problema hay pero ningun miercoles me deja entrar en tu página del #MiercolesMudo para poder unirme al carnaval de blogs ����

El beso, Robert Doisneau

lunes, 13 de abril de 2015

REFLEXIONES Cuando el bebé no es "perfecto" - Reducción abierta

Transcurrió el mes, aunque he de reconocer que se nos hizo largo, y volvimos a que le repitieran la ecografia a nuestra princesita. De nuevo malas noticias, el tratamiento con el arnés no había funcionado y las caderas seguían fuera de su sitio.

Nos remitieron de nuevo a la consulta de los traumatólogos para que fueran ellos los que nos informaran de las siguientes opciones de tratamiento.

Fue en esta consulta cuando por primera vez nos hablaron de la posibilidad de tener que operarla. Yo no quería que mi bebé tuviera que pasar por eso, ya la iban a tener que dormir para realizarla una tenotomia (corte) en el tendón de aquiles como parte del tratamiento para su pie zambo y no queria que sufriera más. Por si esta información no fuera suficientemente enervante también nos comunicaron que nos iban a derivar a otro hospital, uno especializado en niños, ya que en aquel los anestesistas se negaban a dormir a niños menores de un año.

A mi, aunque no me apetecian mas cambios, me parecio bien el cambio de hospital. En el nuevo estaban acostumbrados a tratar con bebés y eso me daba seguridad.

Llegó el dia de ir a ver al que sería nuestro nuevo traumatólogo, gracias a Dios nos tocó un señor muy amable y cercano, no como el del hospital anterior.

Nos explicó que cuando durmieran a la bebé para hacerle la tenotomía del pie aprovecharían para hacerle una artrografía de la cadera (una serie de radiografias mientras le introducian un contraste) para ver que estaba impidiendo que las caderitas volvieran a su sitio. Si no veian nada o era algo pequeño intentarían colocar las caderas en su sitio mientras la bebé estaba dormida y luego las mantendrian en su sitio con una escayola (REDUCCIÓN CERRADA de cadera). Si esto no funcionaba desgraciadamente habria que operarla (REDUCCIÓN ABIERTA).

Tuvimos que ingresar la noche antes de la intervención. A mi se me partía el corazón verla con su batita con el nombre del hospital (los pijamas todos le estaban grandes), en aquella enorme cuna metálica, que hacía un ruido de mil demonios y que probablemente no habían renovado desde los años 50.

Pasó bastante buena noche dadas las circunstancias pero yo no puedo decir lo mismo. Por la mañana vinieron a buscarnos muy temprano, ibamos a ser los primeros. Mi chico llegó a ver a nuestra pequeña por los pelos ya que la noche anterior solo permitieron que nos quedasemos uno de los dos con ella y no tuvimos dudas de que sería yo ya que él no podía darle el pecho (otra ventaja mas en mi lista a favor de la lactancia materna exclusiva)

Me dejaron pasar con ella hasta el antequirófano y aunque seguro que fue poco tiempo a mí se me hizo eterno y de nuevo lo pasé fatal cuando tuve que dejar que se la llevaran en aquella enorme cuna las enfermeras, era la primera vez que me iba a separar de ella.

Después de una eternidad salió el médico a hablar con nosotros. La tenotomía habia salido bien y habían realizado la artrografía aunque no habían sido capaces de poner las caderitas en su sitio, eso solo dejaba una opción, mi pobre bebé "perfecta" iba a necesitar cirugía....

lunes, 6 de abril de 2015

REFLEXIONES Cuando el bebé no es "perfecto" - Displasia de Cadera

El tratamiento para el pie zambo tenia que empezar al poco tiempo de vida así que la pequeñina tenia dos días de vida cuando comenzamos con las escayolas.

La cosa iba lenta porque a pesar de que según toda la información que teníamos el cambio de escayola debía ocurrir cada semana hubo un par de ocasiones en las que el medico insistió en dejarla mas tiempo.

Cuando la bebé iba a cumplir un mes los médicos decidieron mandarnos a que la hicieran una ecografía de las caderas. Según nos explicaron la displasia de cadera puede estar asociada al pie zambo y aunque a nuestra gordita todos los test le habían dado negativos hasta la fecha querían descartarlo definitivamente.

Llegó el día de la prueba y nosotros íbamos tranquilos, como nos había repetido la doctora se trataba únicamente de un control rutinario y todo iba a estar bien. Imaginaos nuestra sorpresa cuando poco después de comenzar la ecografia notamos como la radióloga empezaba a poner los ojos como platos y a preguntarnos como es que el medico no nos había mandado antes a realizar la prueba.

Salió de la habitación sin darnos ninguna explicacion pero mi chico y yo entendimos que algo no iba bien. Ya estábamos empezando a ponernos nerviosos cuando regresó con otro medico de mas edad.

Aun sin decirnos nada volvieron a realizar la ecografia y una vez concluida nos dieron las malas noticias que ya nos temíamos, nuestra bebé tenía displasia bilateral de cadera.

De nuevo nos quedamos en shock, como podía ser, no se supone que habían dicho que todas las pruebas daban negativo? que solo era una comprobacion rutinaria?

No supieron o no quisieron darnos mas información y nos dijeron que seria uno de los traumatólogos el que se pondría en contacto con nosotros para informarnos de como tendría que ser el tratamiento.

La traumatologa nos llamó esa misma tarde nos explicó en que consistía la displasia de cadera aunque yo ya lo sabía y se lo había explicado a mi pareja y ya habíamos visto los distintos tipos de tratamiento por internet

Tendría que llevar un arnés, para ver si con eso se corregía. Mi pobre bebé "perfecta", como si no fuera bastante duro el tenerla con la piernecita escayolada, lo que suponía no poder bañarla en condiciones, no poder ponerle la ropita que amigos y familia nos habían regalado con ilusión o incluso cambiarle el pañal sin tener que hacer una obra de ingeniería para no manchar el yeso, ahora también tendría que llevar un arnés que no la dejaría moverse y la mantendría con las piernas abiertas como si fuera una ranita....


domingo, 29 de marzo de 2015

REFLEXIONES Cuando el bebe no es "perfecto" - Llegó el momento

... fui a la eco con el médico en Londres y éste confirmo el diagnóstico de pie zambo. Gracias a Dios no vieron ningun otra anomalia aun asi me ofrecieron la posibilidad de realizar una amniocentesis (la extraccion de una muestra de liquido amniotico a traves de un pinchazo en la tripa para descartar anomalias cromosomicas) pero lo rechazé ya que no queria arriesgarme a sufrir un aborto.

Sorprendentemente cuando me hicieron la eco en Madrid no me dieron la posibilidad de la amniocentesis ya que según ellos el riesgo de problemas cromosómicos era bajo.

Algo que nuevamente puso de manifiesto las diferencias entre la forma de tratar a los pacientes entre Londres y Madrid es que mientras que una vez confirmado el diagnostico en Londres enseguida me refirieron al traumatólogo infantil en Madrid tuve que ser yo la que le pidió a las ginecólogas ver al traumatólogo para saber que tratamiento tendría la bebé.

www.steps-charity.org.uk
En Londres al llegar a la consulta me recibieron un grupo de fisioterapeutas, me dieron el nombre de todas para que conociera a todo el equipo, me proporcionaron folletos y dvds de una asociacion que trataba con este tema y que se llama STEPS y me enseñaron las botas que tendria que llevar la bebé despues.

En Madrid me recibió una traumatóloga que no se presentó y me explicó el tratamiento en pocos minutos utilizando un poster que tenia en la pared.

Siguieron las ecografias, al haber detectado el pie zambo y no haber antecedentes en mi familia o en la de mi chico nos programaron mas ecos para asegurarse de que no habia ningun otro problema, sin que hubiese ningun otro sobresalto.

Llegó el gran dia y, finalmente me decidí por tener a mi bebé en Madrid ya que prefería estar cerca de mi familia. Fue un extenuante "parto de riñones" pero en cuanto le vi la cara a mi pequeñina todo valió la pena.

Fue pequeñaja pesó aproximadamente 2.8kg y eso que esa misma mañana en la última eco nos dijeron que pesaria entorno a los 3.6kgs y su piececito estaba torcidito pero para mi seguía siendo PERFECTA

miércoles, 25 de marzo de 2015

lunes, 23 de marzo de 2015

REFLEXIONES Cuando el bebé no es "perfecto" - La primera noticia

Hola de nuevo, perdonad que no haya escrito desde hace tiempo pero es que he tenido mucho lio.

No se si recordareis que os comenté que mi bebé tenia displasia de cadera, bueno pues hemos estado de médicos y hospitales con la primera operación asi que está vez me ha tocado estar en el lado del paciente.

Me gustaria compartir con vosotr@s mi experiencia, empezando por el principio, asi que lo dividiré en varios posts.

No me costó nada quedarme embarazada, pensé que habia ocurrido durante nuestra luna de miel pero con las primeras ecografias nos confirmaron que de hecho, cuando nos casamos, ya estabamos esperando un bebé.
Estaba tan feliz como toda mamá primeriza que ha planeado serlo. Como ya os he dicho sigo trabajando en Londres y por aquel entonces no sabia si queria tener a mi bebé alli. Desde el punto de vista "matronil" era lo que queria porque alli son menos intervencionistas, podia optar a usar el oxido nitroso o la piscina y conocía a todo el mundo. Pero aqui, en Madrid, estaba mi familia, conocía a la gente del hospital y, aunque no al nivel de Londres, pero para los estandares de Madrid tambien son poco intervencionistas. En fin, que estaba hecha un lio asi que decidí llevarme el embarazo en los dos sitios para poder decidir y por si habia algun problema mientras estuviera aqui o alli.

En la ecografia del primer trimestre todo fue genial pero al llegar la segunda comenzaron a cambiar las cosas. Dió la casualidad que tuve la ecografia primero en Londres con lo que fui sola, a las de Madrid venia mi marido, e imaginar mi ... no se muy bien como describirlo cuando me dijeron que el bebé tenía un pie torcidito y no estaban seguros sobre el otro. Hasta yo lo vi en la ecografia, recuerdo que pensé "que mono, está cruzando las piernecitas... pero cuando las descruzó su piececito siguió de lado lo cual ya supe que no era muy normal" La "sonographer" (alli los que hacen las eco de bajo riesgo son técnicos o matronas y si ven algo raro es cuando te mandan al médico) fue muy amable explicandome lo que el diagnóstico de "club foot" o "pie zambo" en español suponía. Yo lo habia visto a veces como parte de mi trabajo de matrona ya que es algo bastante común y aunque sabía que era algo que se podia corregir no conocia cual era el tratamiento exacto.

Le di las gracias y salí de la consulta con una cita para volver dos dias despues a ver al médico. Bajé a la cafeteria y llamé a mi marido y luego a mi familia. Estaba en shock, no sabía por qué le pasaba eso a mi bebé. He de reconocer que en ningun momento pensé que mi bebé ya no era perfecto para mi lo ha sido y lo sigue siendo mas bien fue un sentimiento de culpa ¿Que habia hecho o no hecho para que le pasase eso? ¿Podria haberlo evitado?